Páginas

sábado, 23 de junio de 2007

No estoy de acuerdo


con el final de Casablanca. Si yo fuera Rick, también hubiera salvado a Laslov, el marido de su amada, y le habría ayudado a coger el avión a Lisboa. Pero eso de embarcar también a Ilsa, el gran amor de su vida... Por favor! No confundamos la gimnasia con la magnesia.

Si la vida

Son un cúmulo de escaleras,
La mejor parte, sin duda, es la que transcurre en los rellanos.